miércoles, 28 de diciembre de 2016

Un año con Antonio Piedra

Mes 1
Sí, quería volver a correr



Antonio Piedra está de vuelta después de un año apartado del profesionalismo. En Ciclismo Sobre Letras seguiremos este año tan importante en la carrera del ciclista andaluz, pero no seremos nosotros sino él mismo quién nos lo contará de primera mano.

REGRESO

¿Volver a competir de nuevo en profesionales?¿seré capaz de recuperar un buen nivel después de un año en blanco? Estas fueron las primeras dudas que me surgieron cuando me plantearon la posibilidad de regresar al pelotón profesional. Y apenas un segundo después ya me había respondido: sí, quería volver a correr. El ciclismo es una pasión que se lleva dentro y tener la oportunidad de volver a correr no es algo que se dé todos los días, de modo que no lo dudé. Recibí todo el apoyo por parte de mi familia y amigos más cercanos y me puse en marcha tan pronto como supe que existía esa posibilidad. Al principio con muchas dudas sobre si me costaría mucho recuperar el ritmo de competición y un nivel competitivo, pero conforme iba avanzando la pretemporada iba mejorando los resultados en las pruebas de esfuerzo y test de campo, lo cual me ayudó a ganar confianza de cara a la primera carrera de la temporada: Tropicale Amissa Bongo.



NUEVO EQUIPO
Yo nunca he competido en Brasil, no conozco el ciclismo en este país y apenas he corrido un par de carreras en el continente americano, por lo que también tenía dudas de cómo me adaptaría a la estructura del equipo, la forma de correr, etc. Yo espero poder ayudar en todo lo posible a los compañeros del equipo a que se adapten lo más rápido posible a la forma de correr en este lado del atlántico, que por lo que me han transmitido es bastante distinta a Brasil. De mí esperan que les aporte experiencia a los compañeros de equipo y que pueda guiarles en situaciones nuevas para ellos, tanto dentro como fuera de competición. Creo que aunque ahora quizás el equipo este arrancando en Europa y aún no esté asentado, la estructura irá consolidándose y desarrollándose a medida que vaya pasando este primer año del equipo en categoría Profesional Continental.
En cuanto a la acogida que he tenido en el equipo en esta primera carrera he de decir que ha sido fantástica. Todos los compañeros con los que he coincidido en esta primera carrera (Magno, Kleber, Murilo, Flavio y Chamorro) han hecho todo lo posible para que integrase desde el primer día y me he sentido ya dentro de su gran familia. Igualmente con el cuerpo técnico del equipo, siempre servicial y muy unido. Me alegra además poder ayudarles y resolver la mayoría de sus dudas, ya que hay muchos aspectos que son nuevos o diferentes para ellos. Siempre me preguntan sobre cómo se hacen muchas cosas en un equipo profesional, etc. y valoran mucho todos los consejos que les voy dando. En cuanto al idioma, de momento me están ayudando mucho los compañeros, ya que hay varios que hablan muy bien español y me traducen cuando hay alguna cosa que no entiendo. Ahora, mis compañeros se quedan en Benidorm hasta Vuelta a Murcia el próximo 13 de febrero, así que la próxima semana me concentraré con ellos para ayudarles también en todo lo posible en esta primera estancia en España y entrenar juntos.

PRIMERA CARRERA

Sorprendentemente, en la línea de salida de la primera etapa de la Tropicale Amissa Bongo no estaba especialmente nervioso, tenía aún muchas dudas sobre cuál sería mi nivel, pero estaba tranquilo, y muy contento. Contento por volver a verme dentro del pelotón junto a corredores con los que ya he competido en muchas ocasiones y a los que me alegré de volver a ver. Entre ellos a Paco Mancebo, que hay que de decir que cada año le tengo más respeto y admiración. Ha sido espectacular su rendimiento durante la vuelta. Todos los compañeros coincidían en ello. Y es que ha podido estar tirando más del 70% de la vuelta, y controlando él sólo todos los intentos de fuga peligrosos. Lástima que finalmente no ganasen la general con Palini, porque el esfuerzo y dedicación de Mancebo lo merecían. En mi caso las piernas no respondieron mal para haber estado un año parado, pero claro, la falta de ritmo la notaba, y las primeras etapas las hice con el pulso muy alto y me costaba recuperar. Sin embargo, conforme fueron pasando los días fui encontrándome mejor, y terminé la vuelta con un buen sabor de boca. Ahora, esperando ya con ganas las próxima competiciones. Muchas ganas e ilusión pero también respeto, porque nos espera un bloque de infarto: Vuelta a Murcia, Vuelta a Andalucía y Tour de Langkawi, o lo que es lo mismo, 14 días de competición en 19 días.

Mes 2
De nuevo delante


PRIMER BLOQUE ESPAÑOL

Estoy encantado de volver a correr en España y de hacer calendario español. Carreras que además conozco como Murcia, Almería y sobre todo Andalucía. Los andaluces en nuestra tierra siempre intentamos hacerlo lo mejor posible. La verdad es que me ha costado bastante, especialmente Andalucía, allí había mucho nivel. Se ha juntado todo, falta de ritmo y no terminaba de recuperar bien de las etapas. Terminé fulminado.
Me he reencontrado con mucha gente. Concretamente, con algunos compañeros de Caja Rural como Ferrari o Aramendia. Me he alegrado muchísimo de competir otra vez juntos aunque no fuera en el mismo equipo. Hemos tenido la oportunidad de contarnos historias después de tanto tiempo sin vernos.
Al Funvic Soul Cycles-Carrefour quizás le hubiera gustado hacerlo mejor en Andalucía. De hecho, solo terminé yo del equipo y tuvimos poca presencia en carrera. Me hubiese gustado tener un papel un poco más protagonista, por lo menos dejarme ver en alguna fuga, pero no fue posible. El equipo tenía muchas dudas sobre las primeras carreras en Europa. Están viendo que el nivel en Europa es muy alto, que costará un poco adaptarse, pero son conscientes de que al final haciendo carreras en Europa coges el nivel de las competiciones que haces. En ese sentido están muy contentos. Hay corredores que van a progresar mucho haciendo calendario continuado en Europa.
El grupo que ha venido primero a hacer Tropicale Amissa Bongo, Andalucía y las demás no ha sido el mismo grupo que ha corrido luego en Langkawi, y no sé si serán los mismos que volverán en abril. Lo suyo sería que los mismos corredores repitiesen varias carreras en Europa, o que hubiera más calendario, para no perder el ritmo de competición. En Brasil hay pocas carreras. En Andalucía lo han pasado mal debido al ritmo y al frío al que no están acostumbrados, pero estoy seguro de que ese ritmo les va a venir bien para las próximas carreras.

MALASIA

Después nos fuimos a Langkawi temiéndole a los primeros días. Además de cómo terminé en Andalucía, había que sumar los viajes sin poder tocar la bici y los dos únicos días de descanso. Pensé “como salgan el primer día rápido me parece que me voy para casa”. Los primeros días fueron relativamente tranquilos, se hizo la fuga pronto y me dejaron coger un poco de aire. Poco a poco fui entrando en carrera y asimilando los esfuerzos de Andalucía. Tenía la duda de si podría asimilarlo o no. Al final comencé a coger ritmo y me ha salido Langwawi bastante bien, mejor de lo que esperaba.
Es la primera vez que corro el Tour de Langkawi. Hacía mucho calor, se superaban los cuarenta grados en algunas etapas, aunque lo prefiero al frío. Me habían dicho, y así ha sido, que es una vuelta muy plana. Tan solo un día hemos tenido final en alto y la carrera prácticamente se ha decidido ahí. El final en alto no era excesivamente duro. Era un puerto largo pero no de rampas duras. La etapa la ganó López escapado. Tras él, Jaramillo con unos segundos sobre un grupo de catorce o quince corredores, y esa ha sido básicamente la general. Algún sprint ha picado y se ha cortado el grupo, otro día la carrera se cortó y llegamos un grupo de unos sesenta. Como te digo, el resto de días planos. Las últimas etapas si había mucha tensión y mucho interés, por parte de los que disputábamos la general, en conseguir las bonificaciones que había en las metas volantes. La carrera estaba un poco bloqueada en ese sentido. Siempre había interés de algún equipo en bonificar e intentar pasar al tercero a segundo, o al quinto a cuarto. Para los de la general nos ha sido imposible coger fugas. Lo hemos intentado con idea de bonificar en alguna meta volante pero lo diez o quince primeros estábamos a poco tiempo y era imposible. Entre unos y otros nos neutralizábamos nosotros mismos. Tampoco había terreno realmente duro. Después del día de montaña hubo mucha gente con tiempo perdido y podría haber dado pie a dejar formarse una fuga, pero tampoco. Al final todos los días se ha llegado al sprint. De hecho, Guardini ha arrasado. Ha ganado cuatro de las ocho etapas.
En Malasia he recuperado mejor de los esfuerzos. He conseguido darle la vuelta al cuerpo y empezar a asimilar Andalucía y todo el trabajo previo. Conforme pasaban los días empezaron a funcionar un poco mejor las piernas. El cuarto día todo el equipo se volcó conmigo, me echaron una mano en todo lo que pudieron para que gastase lo menos posible. Estuve en el grupo de diez o quince corredores que estuvieron detrás de Miguel Ángel López. No pude salir a por él. Realmente estaba un punto por encima de todos los demás. Aún así contento. El pulso que en Andalucía ni me subía, ahora me subía más. Mejores sensaciones.



TOP 10

La general en Malasia ha sido el primer puesto importante del equipo fuera de Brasil. Un décimo puesto en apenas veinte días de competición está bastante bien en una carrera de HC. Aunque si es cierto que el nivel no era el de Andalucía. En Andalucía había diez equipos WorldTour y en Malasia han estado solo tres equipos WorlTour. No es comparable, pero para el equipo es muy importante ver que puede ser competitivo en una carrera, y probablemente será competitivo también en Europa. Pablo Urtasun, a pesar de terminar último debido a una bronquitis que no le dejó montar en bici ocho días, ha podido terminar la vuelta. Los primeros días los ha pasado muy mal y después poco a poco ha ido cogiendo ritmo. Los últimos días iba bien, con opciones de buscar fugas y con opciones de dejarse ver. Estoy seguro de que en abril va a ser competitivo y será un referente en las carreras que corramos. Creo que el equipo puede conseguir buenos resultados. Este ha sido el primero y ellos están muy contentos.

NUEVO ROL

Los compañeros se están fijando mucho en Pablo y en mí. Nos preguntan mucho sobre la forma de trabajar, tanto los corredores, como el director y los auxiliares. Están aprendiendo muchas cosas sobre cómo se funciona en Europa que a lo mejor para ellos eran nuevas. El objetivo es transmitirles todo para intentar mejorar las cosas sin salirse del presupuesto. Normalmente los consejos que les damos son fuera de carrera. Bien sea en el hotel, en la concentración que hemos realizado en Benidorm o en cualquier otro momento. Ellos se fijan mucho en los detalles y poco a poco van asimilando. Me preguntan sobre cualquier asunto, como por ejemplo si después de la etapa, en el traslado, es mejor preparar algo de comer o hacerlo al llegar al hotel. Nosotros les orientamos, en este caso, diciéndoles que lo más práctico es comer algo de cereales o pasta nada más llegar y directamente partimos. En cuanto a los entrenamientos, los compañeros también nos preguntan mucho. En este punto están un poco desubicados ya que todo el mundo aquí entrena con vatios y los preparadores de Brasil no están acostumbrados a entrenar con potenciómetros. Allí entrenan más con pulsómetros. Ahora están empezando a cambiar la forma de entrenar. Nos preguntan mucho sobre cómo calcular los umbrales con potenciómetro, cómo mejorarlos, qué tipo de series se pueden hacer, qué tipo de entrenamiento específico, etc. En Benidorm les he estado explicando bastante sobre cómo trabajar con potencia, los pros y contras que tiene, lo que te puede aportar y los ritmos que se mueven en carreras. Cuando te acostumbras a entrenar con potencia sabes los ritmos que hay en carrera y lo que tienes que ser capaz de mover para ser competitivo. Están super motivados con los potenciómetros.
En competición son cosas de la propia carrera, cosas puntuales como lo de ir juntos para evitar el aire, o cualquier historia de carrera. Me preguntan por ejemplo por los momentos en los que voy siempre delante. Es fácil en realidad. Cuando hay equipos WorldTour, en Malasia corrían Dimension Data, Tinkoff y Astana, si ellos van delante, sabes que hay que estar delante. Bien por aire, por tensión o por lo que sea. La verdad es que han trabajado muy bien. No he tenido que bajar por agua en toda la vuelta, no me han dejado, y hemos intentado estar siempre juntos que quizás ha sido más fácil en esta carrera. Se corría más cómodo que en Andalucía. Éramos alrededor de ciento treinta corredores, seis por equipo. Con Pablo también han aprendido mucho. Me ha echado una mano extraordinaria cerca de meta intentando colocarme para que no me diera el viento. Intentan asimilar todo lo que para ellos es nuevo. En carrera es sobre todo la forma de correr. Ellos también están acostumbrados a correr juntos en Brasil y a echar una mano al que va mejor, pero la forma de correr es distinta. Allí es como en amateur, desde el kilómetro cero a tope y así prácticamente hasta meta. No hay nadie que controle las fugas. Les choca que en Europa se empiece a tope, se forme la fuga, se haga un parón, se controle y se terminar a tope. Aquí es inviable que cuando la fuga lleva cinco minutos alguien arranque desde atrás, y en Brasil si ocurre.



MENTE DE PROFESIONAL

Soy consciente de que me está costando volver a coger un ritmo competitivo, pero también soy consciente de que en condiciones normales debería volver a dar mi mejor nivel. De hecho, ahora en Langkawi, aunque las sensaciones no han sido las mejores, he podido estar a un nivel competitivo. Desde el principio de esta nueva aventura me he sentido ciclista y pienso que todavía tengo cosas que aportar al ciclismo. Si no fuera así, no me hubiese planteado volver a correr. De hecho, lo hago con toda la ilusión del mundo. Terminé muerto en Andalucía y me fui a Malasia pensando en darle la vuelta, asimilarlo y que todo el trabajo y sufrimiento tuvieran su recompensa. No pensaba en ir a arrastrarme a Malasia. Las conclusiones son muy buenas. Sobre todo por verme delante.
Correr carreras nuevas para mí es una motivación. Además el calendario nuevo que voy a hacer me gusta. En Langkawi por ejemplo hemos corrido con calor, cosa que prefiero, cuando aquí estábamos en invierno. Otra que voy a correr y que nunca he hecho es Turquía. Todo el mundo que la ha corrido habla bien de la prueba, de la organización y de los hoteles. Además suele hacer buena temperatura. Es una prueba que no he tenido en mi calendario y siempre he querido hacerla. Si todo va bien la correremos en mayo. También tendremos carreras en China, si no recuerdo mal Tour de China 1 y Tour de China 2, y el Tour de Hainan. Nunca las he corrido y me llama la atención por lo exótico y lo diferente. Cuando estaba en el equipo Andalucía si la hicieron pero como era en septiembre y coincidía con la Vuelta a España no iba. Es otra experiencia que me llama la atención y me motiva. Vuelta a Portugal si la he corrido en 2009 pero solo un año así que es casi nueva y tengo ganas de volver. Tengo buen recuerdo de ella.

PRÓXIMOS OBJETIVOS

Las próximas carreras serán en abril. Indurain, Rioja, Amorebieta, Castilla y León y luego Turquía. Indurain y Rioja todavía no están confirmadas pero sería bueno hacerlas porque en marzo no corremos y no queremos perder el ritmo. A Pablo le vienen bien, suele hacer buenas carreras en abril. El equipo quiere no puede tener una estructura fija en Europa así que quiere hacer bloques de competiciones. En Francia había algo en Francia pero no cuadraba por las carreras que he comentado antes en España y que seguirían con Turquía. Los compañeros su correrán algo en marzo en Brasil.

Mes 3
A la espera


CONTRATIEMPOS

En teoría íbamos a hacer un bloque de carreras bueno aquí en España, Induráin, Rioja, Amorebieta y Castilla y León. Jorge Quintana nos adelantó que seguramente no correríamos y finalmente así ha sido. La siguiente será la Vuelta a Turquía, allí creo que si vamos a correr, pero el organizador ha cambiado y todavía no tenemos la confirmación. El tema de seguridad en el país hace que no esté asegurada la celebración. Me queda por delante otro mes sin competición pero más o menos lo he sobrellevado bien. La motivación de cara a los entrenamientos no es la misma con noticias como esta. Al menos las carreras de final de temporada están prácticamente aseguradas en cuanto a temas económicos y el bloque de carreras en Portugal también.

ENTRENAMIENTOS

Francis Cabello sigue llevándome los entrenamientos. Desde que entré en Andalucía –Caja Sur, en mi segundo año de profesionales, es Francis Cabello quien me ha llevado los entrenamientos. Ahora, aunque no quiere llevar a demasiados ciclistas porque está saturado, me hizo el hueco por la relación que tenemos. Me conoce muy bien, yo a él también y tenemos muy buena comunicación. Estoy muy contento con él.

Después de Langkawi terminé un poco fatigado. Habíamos empalmado muchos días de competición casi seguidos. Estuve una semana haciendo poco para asimilar los días de competición y recuperar. Luego,  poco a poco, fuimos metiendo intensidad teniendo en cuenta que hasta abril no volvería a competir. Los entrenamientos de más intensidad han sido recientes, las dos últimas semanas. Con los resultados de la prueba de esfuerzo que voy a realizar (el día siguiente a la entrevista) haremos la programación.

El nivel y el ritmo te lo da la competición. Entrenando sin competición puedes mantener, pero no es lo mismo. Hacer picos de formas es complicado cuando no sabes exactamente el calendario que vas a realizar. De todas formas, intentaremos llegar lo mejor posible a Turquía. Después de Turquía y la posible participación en Tour de Rio pararé un poco para preparar el siguiente bloque de competiciones (Campeonatos, Torres Vedras…). El Campeonato de España lo haremos. Es durísimo y nos sacarán los ojos (risas) pero creo que va a ser muy atractivo para el público.


Este mes que he estado sin competición me hubiera gustado correr alguna prueba pero realmente lo llevo bien. El problema es más bien la incertidumbre de preparar objetivos y tener que cambiarlos. Estar un mes sin competir no me molesta tanto como el cambio de planes. No puedes planificar bien.

Los últimos entrenamientos que he hecho por la sierra, con más desnivel y puertos largos, han ido bastante bien. Estoy recuperando bien y estoy muy contento. Al no estar compitiendo, asimilas mejor los entrenamientos porque no fundes tanto al cuerpo. En ese sentido, creo que para la segunda parte de la temporada me vendrá bien ya que estaré más entero. Me estoy encontrando bastante bien.

Francis no lo estructura de forma fija. Si bien Giuliano (médico de Caja Rural-Seguros RGA) era más metódico, con Francis voy cambiando mucho los entrenamientos. Dos días de carga y uno o dos de descarga, entrenamientos de fuerza, fondo, potencia, agilidad, trabajos específicos…No te aburres porque cada día es distinto. Esto no quiere decir que no tenga que repetir entrenamientos, también ocurre, pero cambian según los ciclos.
Normalmente suelo salir temprano. Me despierto a las 7, desayuno temprano, salgo a entrenar a las 8:30-9:00, vuelvo a casa para comer a no ser que tenga sierra y llegue más tarde. Un día en semana o un día cada dos semanas, dependiendo de la carga, hago masaje. Por las tardes siempre tengo algo que hacer, paso por la tienda, veo a mis padres…estoy entretenido siempre (risas). Ahora si estoy pasando más tiempo en mí casa porque he comenzado a hacer el proyecto fin de carrera. Dentro de lo malo, este mes me va a permitir dedicarle más tiempo a los estudios.

No suelo salir en grupeta aunque con un compañero casi siempre salgo. Si tengo sierra se suele venir alguien también. Los días que no tengo trabajo especifico suelo ir acompañado, pero los días que tengo series la verdad es que es un coñazo venir conmigo (risas). Con Lobato hace tiempo que no coincido. Cuando voy a la sierra Francis intenta que coincidamos los dos. 


Mes 4
Turquía


SENSACIONES

A pesar de llevar un mes y medio desconectado de la competición estoy contento con las sensaciones en la Vuelta a Turquía. Pensaba que me costaría más mantener el ritmo de competición, pero estuve entrenando bien en casa y dentro de lo que cabe ha estado bastante bien. Los primeros días no había tanta diferencia, pero los últimos días si notaba como había corredores que recuperaban mejor que yo. Me fue costando más y me levantaba más fatigado cada día. No asimilaba igual los esfuerzos.

VALORACIÓN

La valoración de la Vuelta es positiva. De ella destaco el volver a correr…que no es poco. Tenía muchas ganas de verme de nuevo en competición.  El día que terminaba en alto pude meterme en la fuga, aunque al final no tuvimos ninguna opción de disputar porque nos cogieron a pie del último puerto. Fue un día complicado. Éramos un grupo numeroso y no nos dejaban. Luego nos quedamos cinco corredores y pudimos seguir. Contento con poder dejarme ver de alguna manera. Sin embargo, como comentaba con Pablo Urtasun, me quedo con la cosa de que si hubiésemos corrido algo antes, probablemente hubiéramos tenido un punto más para estar mejor colocados en la general o con opción a disputar alguna etapa.

OBJETIVO

El objetivo del equipo en un principio era mantenerme a mí reservado para la general. Les comenté antes de comenzar que con dos meses sin competir era muy difícil que pudiera estar bien para disputar. La carrera me dio la razón. En la segunda etapa nos quedamos en un segundo grupo Pablo y yo. Perdimos tiempo. Nos centramos entonces en dejarnos ver, meternos en las fugas y disputar si era posible alguna etapa. Casi todas llegaron al sprint. La tercera se partió de salida con abanicos, fue bastante dura y sorprendente. El último día en el sprint se pudo meter nuestro compañero Chamorro que hizo tercero. Así que contento con poder haber estado algún día disputando. Pablo estuvo muy activo arrancando cerca de meta en varios finales. En general el balance es positivo. Hay que tener en cuenta que también tuvimos muy mala suerte. El primer día hubo muchas caídas, creo que del equipo se cayeron seis. Salvo Pablo y yo, cayeron todos. Magno tuvo que retirarse aunque afortunadamente no tiene rotura.


EQUIPO

El trabajo con los compañeros bien. Había cuatro corredores con los que no habíamos coincidido en carrera (Nathan, André, Diniz, Pinheiro) pero todo fue muy bien con ellos. El equipo está siempre muy unido, nos echamos siempre una mano para cubrir el trabajo que hay que hacer. Son buenos muchachos. El director que ha venido a Turquía ha sido el argentino Manzo. Él estuvo en Langkawi. Es muy buen director, nos escucha mucho a Pablo y a mí antes de salir, y tiene muy en cuenta nuestra opinión para planificar, ver qué puede suceder en carrerea y cuál puede ser el papel de cada uno. Me parece una persona muy sensata y un muy buen director. El resto del equipo (auxiliares) es un grupo excepcional. Este es mi cuarto equipo y estoy muy contento con ellos, tanto en lo personal como en lo laboral. Están muy atentos a cualquier cosa que nos falta, o a lo que pensamos Pablo y yo que hay que hacer de forma distinta.

PRÓXIMO MES

Al final de la Vuelta a Turquía nos dijeron que la siguiente cita que teníamos, Tour de Rio, posiblemente se suspendiese. Al final, así ha sido. Pablo y yo estamos quemados porque nos quedamos sin calendario, pero parece que están buscando carreras en Europa o el Tour de Corea para que no nos quedemos sin carreras. Con este hueco otra vez nos quedamos sin objetivo fijo. Cuando se confirmó que no hacíamos el Tour de Rio levanté el pie en los entrenamientos. He tenido días de descanso y he entrenado bastante tranquilo. Sabiendo ya que probablemente para principios o mediados de junio tengamos algo de calendario, he empezado a hacer más kilómetros y más intensidad. Esta semana que entra todavía no tengo entrenamientos específicos muy duros pero para la siguiente sí que empezaré a hacer más intensidad y trabajos en la sierra para llegar lo mejor posible a junio. Esas competiciones nos servirán para afrontar el campeonato de España que va a ser muy duro.


Mes 5
Entrenamientos


¿DÓNDE?

Desde hace unos años mi zona se ha quedado muy bien para entrenar. La nacional 630, la ruta de la plata, tiene muy buen arcén y está relativamente bien la carretera. La uso con bastante frecuencia. Un día en semana cojo el coche y me voy a la sierra de Grazalema. Suelo ir con Lobato, la idea es hacer subidas largas para acumular minutos en resistencia. Allí los puertos más largos son el Boyar y Las Palomas. En Vueltas a España y Vueltas a Andalucía se han subido y los han catalogado de primera categoría. Las Palomas tiene 12 kilómetros aproximadamente con una pendiente un poco menor del 7% y el Boyar es un poco más largo, con unos 14,5 kilómetros (con descansillo) y una pendiente media algo mayor del 6%. Son puertos de entidad de 35-40 minutos subiendo. Dependiendo del trabajo específico hacemos 2 o 3 puertos. A veces hacemos un circuito que consiste en subir Las Palomas, bajar Grazalema hasta el pantano y vuelta. Eso sale unos 40 kilómetros y le damos tres vueltas a veces. Después completas un poco más para que te salgan 5 horillas así.

¿CON QUIÉN?

Francis Cabello suele cuadrarnos los entrenamientos por la sierra juntos a Lobato y a mí. Subiendo hablamos poco (risas). Él me pone bastante al día de cómo va cada uno en el pelotón, siempre tiene batallitas de carrera que contarme. Me comenta sobre los corredores, los equipos, situaciones de carrera…y yo le cuento batallitas de mi equipo. Si él no está, normalmente me acompaña alguien. Hay un amigo de Lobato de Trebujena y alguno mío de Sevilla que nos suelen acompañar. Cuando vamos a las sierra nos juntamos 4 o 5. Por mi casa suelo salir acompañado con algún compañero y los fines de semana suelo juntarme con algún grupo.

¿CÓMO?

Entrenamientos de fuerza hago prácticamente todas las semanas. Normalmente después de un día suave, o de descanso. Lo idóneo para trabajar fuerza es estar descansado. Por ejemplo, hoy he hecho entrenamiento de fuerza y lo he dividido en dos bloques. El primero era de fuerza explosiva (arrancada). Lo hacía en un repecho de más del 10%, aunque no es necesario que sea tan duro, y consiste en arrancar prácticamente desde cero y con desarrollo. Unos 100 metros. Hoy han sido 6 arrancadas. Aunque yo con mi velocidad tardo más de 20 segundos (risas). Un día me gustaría hacerlas con Lobato, en 100 metros seguramente me meta 50 si no más (risas).
El segundo bloque ha sido fuerza-resistencia. En una subida más larga que te permita hacer series de 5 minutos aproximadamente. Atrancado, sentado y a menos de 60 de cadencia. Yo lo suelo hacer entre 50 y 60 de cadencia. Cuando estaba en Caja Rural, Giuliano Peruzzi decía que lo hiciésemos sobre 40. Eso la verdad es que se me hace muy duro y para quien tiene problemas de rodilla es un poco delicado hacerlas tan atrancado. La idea es hacer series de 4 o 5 minutos, a un ritmo con el que no llegues a umbral. Yo lo hago en una pendiente de un 6%, pero entre 4%-6% es suficiente. Si es un poco más juegas con el desarrollo. Como nos movemos por vatios y por cadencia, a no ser que sea muy duro, siempre vas a poder jugar con lo piñones para hacerlo con plato. Hoy para ir a 50-60 de cadencia lo he estado haciendo a 5,5 w/kg.
El pulsómetro también es fundamental. Aunque ahora te fijas principalmente en el potenciómetro, la información que te da el pulso es muy importante. Las pulsaciones dependen de si estás más cansado o menos, del trabajo del día anterior, de si has descansado o no. Es una información que hay que saber utilizar también. Los días de sierra, de puertos largos, Francis nos pone el trabajo por vatios pero con limitación de pulso. Gracias a los test, sabes que si te pasas de un pulso durante cierto tiempo, la siguiente serie no vas a poder hacerla. Si empiezas a tocar esa zona lo que haces es levantar vatios porque si no, la siguiente serie no vas a ser capaz de hacerla.


POTENCIÓMETRO

En la pantalla siempre llevo pulso y vatios, además de la velocidad, cadencia, altura y algunas cosas más. En las series de puertos no sueles estar muy pendiente del pulso porque en 5 minutos no sueles llegar a umbral, y en caso de llegar es al final, lo que no te impide seguir con las series. En las series explosivas da igual el pulso porque es una arrancada.
Yo no llevo potenciómetro en carrera. Cuando estaba en Caja Rural hubo un par de años en que lo llevé. En cierta forma, llevarlo condiciona. No hay más que ver a Froome en los puertos. Muchas veces parece que se está quedando y simplemente está controlando la potencia. Depende de cada corredor. Hay corredores que corren más por sensaciones, tienen más sangre fría y les dan igual los vatios que muevan. Muchos corredores tapan la potencia en carrera. Hay otros que si lo usan, como Samu por ejemplo. Él lo usa mucho y le ha servido en numerosas ocasiones. Sabe cuando está bien y lo que es capaz de mover. Estoy acostumbrado a correr con él y en ocasiones lo ves levantando el pie y parece que se está quedando. Pero al final va con un gas increíble. A mí personalmente correr con potenciómetro me ayudó sobre todo en subidas largas o en escapadas. En estos dos casos es muy interesante pero cuando voy en grupo no lo miro porque te vas a pasar de lo que en teoría soportas.

COMIDA

El desayuno siempre consiste en hidratos de carbono. Más cantidad o menos según el entrenamiento. Suelo desayunar tostada con aceite y té verde. No tengo intolerancia a nada pero dejé la leche y prefiero el té. Aunque todos los días tomo algo de leche, bien un yogur o bien en la merienda un vaso de leche con galletas. Café lo tomo fuera de casa
Aunque yo recomiendo a todo el mundo que coma entrenando, no suelo llevar mucha comida (risas). En la sierra llevo una barrita, un plátano o algún dulce, ya que se consumen muchas calorías en los entrenamientos muy largos e intensos.
Al llegar, dependiendo de la hora, como algo de fruta o un batido de proteínas si he hecho entrenamientos de fuerza. Al medio día hago la comida y soy mucho de cuchara (un buen potaje). Ahora en verano, con el calor, suelo comer más ensaladas. A media tarde alguna pieza de fruta y por la noche suelo comer proteínas, algo de verdura y menos hidratos.
Nunca he sido muy restrictivo con nada en la comida. Es verdad que cuando quieres perder peso y afinar evitas las grasas saturadas. Pero me gustan mucho los dulces y si no estoy mal de peso me como alguno.

MÁXIMOS DEL MES DE MAYO

Fondo: Tampoco estoy haciendo mucho fondo porque no tenía objetivos claros. He hecho unos 160 estas últimas semanas. Unas 5 horas o algo más.

Desnivel: 3.500 metros

Velocidad: Supongo que el día que hice tras moto. Unos 35-36 km/horas, pero fue por ir la última hora a toda leche (risas). Esto me lo preguntan mucho pero es super variable, los días de sierra sacas 28 km/h como mucho, sin embargo en Sevilla es todo bastante plano y llegas a casa con 32-33 km/km, lo que no dice que hayas hecho más en el plano.

PRÓXIMOS OBJETIVOS


Nos han confirmado que hacemos Ordizia, Portugal y en dos semanas tenemos el campeonato de España. Parece que tengo un poco estructurada la segunda parte de la temporada. Después de campeonatos tengo pensado subir a Sierra Nevada hasta mitad de julio (3 semanas). Espero que en Sierra Nevada pueda hacer buenos entrenamientos para llegar lo mejor posible a Portugal y darle un empujón a los estudios. Ahora estoy liado con el proyecto fin de carrera. En julio estar 8-10 días en casa y para Ordizia. Ahora mismo estoy contento. Entrenando el calor me afecta pero lo llevo bastante mejor que otros, y con estas temperaturas aunque hay que salir temprano yo estoy encantado.


Mes 6
Comienza la Segunda Parte



CAMPEONATOS DE ESPAÑA

Llamé a José Luis de Santos para hacer la inscripción y me dijo que al día siguiente era el último día. Le escribí a Pablo Urtasun para avisarle, y aunque no iba a correr, se inscribió por si acaso. Una semana antes me dijo que iba a correr. Teníamos que aprovechar los pocos días de competición que tenemos.

Con dos meses sin correr no me planté salir a coger la fuga. De todas formas, si me lo hubiese planteado no hubiera podido. Iba con la idea de aguantar lo máximo posible y si al final se hacía duro y podía estar adelante mejor. Pero sin idea de fuga.

Los primeros kilómetros lo pasé mal. Fuera de punto desde el kilómetro cero. Se nota la falta de ritmo. Había estado intentando entrenar bien pero se fue bastante rápido. Desde salida, para hacerse la fuga en los kilómetros 10-11, ya iba super incómodo. Se salió rápido, se aflojó cuando se hizo la fuga, se hicieron dos vueltas algo más suaves pero luego empezaron a acelerar otra vez. El circuito era duro y hubo tramos donde se hacía látigo. En esa situación si no vas bien te vas desgastando en cada vuelta. En la cuarta vuelta me corté alguna vez pero volví a entrar. Fue en la quinta vuelta cuando me corté definitivamente y en el paso por meta me bajé. La verdad es que podría haber terminado. El grupillo en el que iba llegó a 11 minutos, pero estaba fundido. 160 kilómetros ya están bien.

Analizando después, el pulso lo tuve toda la carrera muy alto y no soy de pulso alto. La media salió muy alta y te vas desgastando. En condiciones normales de entrenamiento eres capaz de mantenerlo, pero con el desgaste de toda la carrera…La carrera pone a cada uno en su sitio.

Dudé poco en bajarme. Cuando me quedé no me lo pensé. Pensaba que en el grupo que iba no darían la vuelta entera. En una vuelta por etapas si acabas, haces grupeta y acabas. Pero en una carrera de un día, donde además se pasaba por meta, la gente suele bajarse. De hecho, ya cortado en la quinta vuelta, estaban mis padres viéndome y les dije que fueran para meta porque me iba a bajar. Después, al ver la clasificación y ver que los de la grupeta habían terminado pensé que quizás podría haber acabado yo también. Pero realmente viendo cómo iba de fulminado, creo que me hubiese torturado incluso en la grupeta.

Pablo estuvo más o menos igual que yo. Nos quedamos prácticamente en el mismo sitio ya que hemos competido lo mismo. Es un poco lo esperado. Me hubiese gustado acabarla y llegar mejor.

Intentamos correr como equipo, pero un equipo de dos poco puede hacer. Realmente el circuito del campeonato a Pablo le venía muy bien si hubiéramos llegado con kilómetros de competición. Los repechos no eran muy largos ni excesivamente duros. El problema era la falta de ritmo y el calor que a él no le viene bien. Creo que podríamos haber hecho algo bonito si hubiéramos llegado en otras condiciones. Al final intentamos sobrevivir. Nos quedamos prácticamente a la vez. Al pasar por meta en la quinta vuelta él también se bajó. Sabíamos que era difícil que estuviéramos a un nivel competitivo.



La semana antes de campeonatos llamé a la Federación Andaluza. Éramos varios corredores andaluces sin estructura los que íbamos a participar y les propuse que la Federación nos diera apoyo.Como venían varios coches para los corredores que competían en sub23 el día antes me dijeron que sí. Se quedó un coche y nos asistió. Así que muy contento y agradecido. Además, estaban mis padres y mi pareja, así como los padres y la pareja de Pablo. Estuvieron en el circuito y en todas las vueltas nos iban dando agua. Así que por ambas partes estuvimos arropados.

Al llevar dos meses sin correr, y concretamente en Europa desde la Vuelta a Andalucía, había muchos corredores que hacía mucho que no veía. Algunos incluso desde hacía 2 años. Entre ellos Marcos García (Kinan Cycling Team), David Belda (Team Roth), muchos corredores de Caja Rural…

SIERRA NEVADA

Llevo en Sierra Nevada 10 días y me quedo hasta el día 17. Los tres motivos por los que he venido son subir los valores que se consiguen en altura, entrenar en este terreno que es fenomenal y evitar el calor que hace abajo. Arriba en la sierra la temperatura es muy buena y se descansa mejor.

Ahora hay bastantes corredores aquí, y algunos de ellos los lleva también Francis Cabello. Viene muchos días arriba. Si no es por uno es por otro. Viene a ver cómo estamos, ver sensaciones, analizar archivos…

Me ha costado adaptarme. Estuve con gastroenteritis. Entre eso y la altitud he estado muy débil los primeros días. Estuve haciendo muy poco y me costaba recuperar. Mañana será el primer test. Creo que ya estoy totalmente recuperado. Tanto de fuerza como de sensaciones también estoy mejor, creo que saldrá un test normal.


Estoy en un apartamento. Salgo por la mañana. Si no bajo hasta Granada, no hace calor y puedo salir un poco más tarde, salgo sobre las 10. Pero si bajo a Granada tengo que hacerlo temprano. Allí hace 35-40 grados. Subiendo con 40 grados empiezas con los dos botes y llegas arriba seco. Al llegar al apartamento me hago de comer, descanso viendo el Tour y después avanzo con el proyecto fin de carrera. Los fines de semana estoy más entretenido aquí con mi pareja. 

Mes 7
Se escapó la fuga


ORDIZIA

Después de haber estado desde los campeonatos de España sin correr me estuve preparando bien en Sierra Nevada. En los entrenamientos me había encontrado bien, notaba que recuperaba bien y sabía que llegaba bien.
Ordizia normalmente se me suele dar bien. Nunca he podido disputar, pero en varias ocasiones he llegado en el grupo delantero. Además, conocía el recorrido antiguo que se hacía, y sabía más o menos los puntos donde se puede decidir la carrera. Normalmente es raro que llegue una fuga. Las tres primeras vueltas se suelen hacer tranquilas, aunque este año en la primera vuelta Pablo y yo nos llevamos una sorpresa ya que al no formarse la escapada se hizo rapidísima. La segunda y tercera vuelta siguieron el guión, se fue relativamente despacio. En la cuarta había que estar delante porque se subió rápido y al bajar suele haber cortes. Me pillo prevenido y nos sirvió a nosotros para decirle a los compañeros dónde colocarse y como moverse en la carrera. Ya en la última subida se suele romper el grupo.
Estoy contento con esta prueba. El resultado no fue tan malo (15º a 46 segundos). Sobre todo me quedo con las buenas sensaciones. Dentro de las fuerzas que había, estuvo bastante bien. Me faltó un poquito para estar en el grupo de Belda y Madrazo.

PORTUGAL

Creo que podría haber hecho mejor papel. Me refiero a coger una fuga. Desde el primer día me desentendí de la general. Iba con unas sensaciones raras la primera etapa e incomodo. En la segunda subida del circuito me solté desde abajo porque prefería perder tiempo desde el principio para intentar coger una fuga. Conforme fueron pasando los días, sobre todo una vez clarificada la Vuelta después del día de Torres, tuve buenas sensaciones para coger una fuga. Los últimos días lo intenté mucho pero no tuve suerte. Por una situación u otra no pude coger la escapada. Contento por el rendimiento y las sensaciones al terminar la Vuelta. La preparación fue muy buena pero acabé con la sensación de que podría haberlo hecho mejor.
De inicio el equipo iba con las expectativas muy altas. Es una Vuelta muy dura, muy rápida y donde los portugueses se preparan muy bien. Al principio querían reservar ciclistas, pero yo desde el primer día perdí tiempo. No se me pasaba por la cabeza disputar una Vuelta a Portugal (risas). Sabía el lugar donde tenía que estar. Le expliqué al equipo que en la primera etapa me descolgué para poder coger fugas otros días y me dijeron que no había ningún problema. La carrera fue poniendo a cada uno en su sitio. El colombiano Ramiro ha hecho una vuelta increíble, creo que podría haber estado más arriba en la general. Quizás fue por desconocimiento de la carrera y no saber colocarse bien, algunas veces los veía gastando mucho. Creo que al final el resultado ha sido muy bueno sabiendo lo que es la Vuelta a Portugal y comparándolo con el resto del año.
El maillot de la montaña que hemos ganado ha sido muy importante. En las primeras etapas la general y la montaña eran secundarias y cuando la carrera avanzó se convirtió en objetivo prioritario. Ramiro iba muy rápido y la ha ganado con bastante holgura. Hubo situaciones que no me las imaginaba antes de comenzar la carrera, pero como iba con mucho gas la ha ganado con relativa comodidad.
Aunque me quedo contento con la preparación y el rendimiento, quizás no tanto con el resultado ya que me hubiera gustado dejarme ver más en las fugas.


EL POSITIVO DE RAMOS DA SILVA

Se publicó hace unos días y es algo que nunca gusta. Al principio de temporada dejamos este punto claro con el equipo y ellos asumieron su responsabilidad. De hecho, durante toda la temporada he visto que el nivel del equipo se ajustaba a lo que se esperaba de un equipo brasileño que ampliaba calendario a Europa. Reflejaba que todo estaba dentro de la legalidad. Conozco a Kleber Ramos da Silva de la Tropicale Amissa Bongo y es muy buen chaval. No sé cuáles habrán sido los motivos que le han llevado a hacerlo. Espero que este caso no afecte al equipo.



Mes 8
China


Al volver de la Volta a Portugal me dijeron que íbamos al Tour de China. La organización se encargaba del visado, pero al final los pasaportes les llegaron muy tarde y no tuvieron tiempo de gestionarlos. Si queríamos ir, lo teníamos que gestionar nosotros. La embajada estaba cerrada en agosto y lo hice a través de una empresa de Madrid. Me lo gestionaron bastante rápido. En ocho o nueves días tuve listo el visado. A falta de una semana para el viaje le pregunté al director por las fechas de los vuelos para poder organizar los últimos entrenamientos. Me dijo que estaban pendientes del visado por los mismos problemas, la embajada estaba cerrada en Brasil. Finalmente, cuatro días antes de la carrera se decidió que no íbamos por falta de tiempo.

En principio el visado me serviría para el Tour de Hainan y otra vuelta en China a principios de noviembre. Pero no estoy seguro de que me sirva para otras fechas ya que te lo hacen expresamente para el periodo de tiempo que ponga en la carta de invitación. Como para tramitarlo son necesarias las fechas de los vuelos y las reservas de hotel, cosa que no teníamos en ese momento, la organización me hizo una carta de invitación para poder conseguir el visado.

Después de la Volta a Portugal me venía bien hacer China, pero al no hacerla tendría que volver a parar dos meses antes de una nueva competición. Si al final tuviera que ir a esas últimas competiciones porque el equipo lo necesitara iría, pero es demasiado tarde. Además, acabar tan tarde la temporada no sé si sería bueno. Si sigo el año que viene, supondría  alargar demasiado la temporada. Ahora descansaré un poco y me pondré con la pretemporada en un mes.

El año que viene todavía es una incógnita. No hay nada concreto. 



Mes 9
Colombia


Ahora mismo me han dado la noticia (jueves 13 de octubre) y es buena. Voy a correr con Manzana Postobón. Jorge Quintana ha estado hablando con ellos y hace cosa de una hora me han dicho que sí. El equipo ha sido continental este año y para el próximo será profesional. Estoy muy contento, no me lo esperaba. La semana pasada empecé a entrenar como si fuese a correr. Si no salía no pasaba nada, pero al final ha salido.
Hace un mes hablé con el primer director, Saldarriaga, y con Luisa Fernández que es la manager. Me hicieron una especia de entrevista para ver si encajaba en el equipo. Querían saber cómo era como corredor, a qué aspiraba, cuáles eran mis condiciones más favorables, qué podía aportar, no solo como ciclista sino como persona, ya que le dan mucha importancia al buen ambiente en el equipo, se interesaron por mis valores en pruebas de esfuerzo y umbrales... Jorge ya les había hablado de mis cualidades, mi palmarés, los equipos en los que había corrido y dónde me podían sacar más partido. También me preguntaron sobre cómo podía ayudar al equipo, cómo me defiendo subiendo, incluso me hicieron una pregunta concreta y curiosa, que me llamó la atención en una entrevista así, me preguntaron cómo me defendía mejor, si subiendo a cambios de ritmo, o a ritmo. 


Después de esta entrevista no tuve respuesta y pensé que finalmente no saldría, pero hoy he hablado con ellos y me han dado el visto bueno, así como la bienvenida al equipo. Además, durante la charla, me ha estado explicando la filosofía del equipo.
El calendario que han hecho este año estaba bien, ganaron una etapa en la Vuelta a Madrid, han competido en Europa (Castilla y León, Asturias, etc..), no fueron a Portugal porque estuvieron en Italia o Francia, y en Colombia han ganado varias carreras a un nivel bueno. El calendario de 2017 lo desconozco todavía pero quieren ampliarlo con miras puestas incluso en alguna gran vuelta. Que sea su primer año como profesional no quita que tengan grandes ambiciones. No renuncian a los buenos resultados y sobre todo quieren que tácticamente el equipo funcione bien, que haya un buen ambiente y una buena comunicación.

Todavía no sé cuándo les conoceré personalmente y comenzaré a trabajar con ellos.

Mes 10
De Brasil a Colombia


En principio, a final de enero nos vamos a concentrar en Medellín o los alrededores. Aprovecharemos la altura en la concentración. Donde se concentra el equipo está a 2.330 metros o así. A comienzos de febrero se hará la presentación. Estoy super contento y con muchas ganas de conocer a los compañeros y empezar. Supongo que será en esa concentración cuando me darán todo el material, ya nos han pedido tallas de bici, casco, etc.

Allí definirán y planificarán más los bloques donde quieren que cada uno esté mejor. Lo primero que corremos es Andalucía o Algarve, sobre el 12-15 de febrero. Haremos calendario en España y Portugal, parte del equipo irá a Langkawi. Serían dos equipos independientes. A principios de marzo hacemos Cataluña. Ellos ya hicieron Cataluña con otro sponsor en 2011 donde Nairo Quintana ganó la montaña. El hecho de conseguir una invitación WorldTour el primer año del equipo hace importante que hagamos un buen papel allí.

Saldarriaga me dijo desde un principio que todo el mundo va a tener su oportunidad. Lo que se espera de mi es que guíe un poco a mis compañeros, transmitirles mi experiencia y ayudarles, siempre en función de cómo vayan las carreras.

No conozco aún a los compañeros. Tenemos un bloque muy completo. Incluso no teniendo una estructura para poder lanzar un sprint, este año el holandés Jetse Bol ha entrado un poco para poder ayudar a Sebastián Molano que ha ganado varias carreras. En la Vuelta a Madrid por ejemplo le ganó a Lobato. Además, el propio Juanjo me dijo “me ha ganado con dos cojones” (risas)


He estado sin montar cuatro semanas. Comencé con el gimnasio, andar a pie, piscina y fui introduciendo la bicicleta poco a poco. Cuando empecé a entrenar todavía no sabía que estaría con el Manzana Postobón, pero estando a la espera decidí iniciar los entrenamientos. Ya he empezado a hacer algo de trabajo específico. Voy a seguir los entrenamientos con Francis Cabello a pesar de que Saldarriaga se encarga de la planificación y preparación de los corredores. Quiere saber cómo van los entrenamientos y me ha dicho que estaremos muy en contacto.

Hace un año estaba super contento porque volvía a correr. Después, el año se ha desarrollado como lo ha hecho…Con el Manzana Postobón estoy más tranquilo y seguro. Este equipo ha corrido aquí y tiene una trayectoria. El Manzana Postobón me da muchas garantías.



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada